domingo, 23 de enero de 2005

Lecturas en curso

Voy a comentaros las dos lecturas que llevo actualmente en curso, un cómic (un manga japonés, para ser exactos) y una novela. No soy un lector empedernido, ni de cómics ni de libros en general, lo que no quiere decir que no haya tocado un libro en mi vida, claro... por mi carrera he tenido que leer bastante. Lo que sucede es que me cuesta ponerme a leer por iniciativa propia, y cuando me pongo, o bien termino el libro en unos pocos días, o me lleva un montón de tiempo acabarlo...

En fin... ahí va el rollo, para quien le interese y quiera tener la paciencia de leerlo.

El cómic no es otro que "Hiroshima (Hadashi no Gen)", del autor japonés Keiji Nakazawa. Se trata de una historia autobiográfica basada en sus propias experiencias tras la caída de la bomba atómica en Hiroshima, lo que sucedió cuando él tenía seis años. El argumento gira en torno al personaje de Gen Nakaoka y su familia: su padre Daikichi, su madre Kimie y sus hermanos Kôji, Akira, Shinji y Eiko. Ya antes de la caída de la bomba la familia Nakaoka sufre el odio de sus vecinos debido a la feroz oposición de Daikichi a la guerra contra Estados Unidos, por lo que es considerado un traidor, y automáticamente también el resto de la familia. Tanto Gen como sus hermanos tienen que soportar el odio de su comunidad, en una sociedad fuertemente influenciada por las consignas militaristas y fanatizada ciegamente por la idea de que el emperador es el dios que protegerá al Japón y le ayudará a derrotar a los "kichiku beiei", los bárbaros americanos y británicos.

Esa fatídica mañana del 6 de agosto de 1945, Daikichi, Shinji y Eiko mueren abrasados entre las ruinas de su casa tras la explosión atómica. Koji y Akira se han librado de la muerte, uno por haberse alistado en la Marina para luchar contra el enemigo, y el otro por haber sido evacuado días antes. Kimie, que estaba embarazada, da a luz a una niña poco después de la explosión. Gen, su madre y su hermana, tienen que apañárselas para sobrevivir en un ambiente devastado y hostil, que además ha endurecido el corazón de las personas hasta el punto de preocuparse sólo por sí mismas y pisotear sin piedad a los más débiles. Por el mero hecho de ser supervivientes de Hiroshima, Gen y su familia sufren el odio y la incomprensión de todos aquellos a los que tratan de pedir ayuda. Y, por si fuera poco, también ellos empiezan a sufrir los síntomas de la enfermedad radiactiva.

La serie se alarga durante siete tomos, en los que a la familia Nakaoka no deja de sucederles una calamidad tras otra. El tono de la narración es extremadamente duro, no deja títere con cabeza a la hora de criticar tanto a los norteamericanos por su decisión de lanzar la bomba, como a los propios japoneses por su fanatismo, su locura belicista y su crueldad con los demás en una situación límite. Aunque no todo son desgracias, el autor deja un resquicio para la ingenuidad, la alegría y la firme esperanza de sobrevivir frente a la adversidad por encima de todo, además de algún que otro toque humorístico que contribuye a aliviar momentáneamente la tensión.

Este manga fue adaptado a la animación en una película realizada por el estudio Mad House y dirigida por Masaki Mori. La película condensa en apenas ochenta y cinco minutos los dos primeros tomos del manga, omitiendo, por razones obvias, muchos hechos y personajes de la historia original. Por ejemplo, la oposición de Daikichi a la guerra se menciona muy de pasada, y Pak, el vecino coreano de los Nakaoka, (que en el manga les ayuda a salir de más de un apuro y a través del cual se censura sin piedad las atrocidades cometidas por los japoneses en Corea) apenas aparece en una breve secuencia. A pesar de todo, la historia no pierde ni un ápice de su dureza (la secuencia de la explosión atómica es sencillamente espeluznante, se extiende durante varios interminables minutos y se nos muestra con todo lujo de detalles y con imágenes de gran crudeza) aunque tiene un tono en general más ingenuo e infantil.


En cuanto a la novela que estoy leyendo, se trata de "Majo no Takkyûbin" (Kiki's delivery service), de Eiko Kadono. Más concretamente estoy leyendo la edición original japonesa, ya que no hay por ahora una edición en español (aunque sí la hay en inglés e italiano) Se trata de la obra literaria original en la que se inspiró Hayao Miyazaki para su película de animación del mismo título, que nosotros conocemos como "Nicky, la aprendiz de bruja". Realmente, más que una versión animada del libro, la película es una adaptación muy libre del mismo, con muchos cambios sobre el texto original... tantos, que a la autora de la novela no le hicieron ninguna gracia y puso muchas pegas al proyecto, que estuvo a punto de no salir adelante. Sin embargo, el éxito de la película parece que animó a Kadono a seguir escribiendo más aventuras de la brujita Kiki, que de hecho ya van por su cuarta entrega, que salió a la venta a principios del año pasado.

Los que hayáis visto la película ya conoceréis el argumento de la novela, que básicamente es el mismo, pese a los cambios sufridos en la adaptación animada. Kiki (Nicky) es una brujita de trece años que, por el hecho de haber llegado a esa edad, tiene que cumplir con la tradición y marcharse de casa para vivir por su cuenta durante un año en una ciudad donde no haya ninguna otra bruja, y desarrollar sus poderes ayudando a la comunidad. Siempre en compañía de Jiji, su fiel gato negro, Kiki llega hasta la ciudad de Korico y logra establecerse en casa de la panadera Osono, que le ofrece alojamiento. Como el único poder mágico de Kiki es el de volar por los aires sobre su escoba, decide abrir un negocio de paquetería express a domicilio, llevando toda clase de paquetes de un lado a otro de la ciudad por vía aérea.

La película ya estaba orientada básicamente al público infantil, aunque es totalmente apta para todas las edades y un adulto sin prejuicios puede verla y disfrutar de ella sin problemas. La novela original está destinada a los niños de entre ocho y doce años, más o menos, y por ello está escrita en un estilo muy sencillo y fácil de leer. Los libros infantiles son ideales para practicar la lectura en japonés, y de hecho con un nivel medio del idioma, y teniendo un buen diccionario a mano, es fácil seguir el argumento sin perderse... aunque claro, tener que estar todo el rato consultando las palabras que no conozco hace que el ritmo de la lectura sea muy lento. Por eso apenas he llegado todavía a la mitad del libro. Espero poder acabarlo pronto para poder empezar inmediatamente con el segundo volumen, (que, por cierto, se titula "Kiki y su nueva magia").


Esto es todo por hoy, espero no haberos aburrido mucho.


3 Comments:

Leonishiki dijo...

Hola Katsu. Bienvenido al mundo de los blog. Hace tiempo que yo también decidí meterme en el lío este de los blog y abrí el mío propio en http://blogs.ya.com/leonishiki que te invito a visitar cuando quieras.
Yo también tengo el manga de Hiroshima y coincido plenamente contigo en tu análisis. Es de una crudeza despiadada pero a la vez deja rasgos de ingenuidad que hacen que a veces puedas esbozar una sonrisa entre tanta desolación. Sin duda es de los mejores que he leido. La película no la he visto y me imagino que no será nada fácil de conseguir, pero si alguna vez puedo verla lo haré para ver las diferencias con el manga.

Fëadraug dijo...

Vaya, pues yo Hiroshima no lo he leído... ¿De verdad es tan buen manga? Crudeza e ingenuidad juntas, una extraña mezcla. Seguro que me saltará alguna lágrima como cuando vi La tumba de las luciérnagas...
Respecto a lo de Kiki... No he visto ni la película (¡mal por mí!), pero aunque sea por ver algo más de Miyazaki no va a pasar nada. ;P Ahora, lo de la novela creo que lo comentaste también en el MaG... sólo faltaba que fuese la Harry Potter nipona. xD

河曲勝人 - Kawano Katsuhito dijo...

[ Leonishiki ] : muchas gracias por tu visita y por enlazarme en tu blog. Yo también procuraré leerte y dejar algún comentario por allí siempre que pueda (buf, un blog más a la colección de "imprescindibles", y ya van...)

[ Draug ]: Si tienes curiosidad por saber más de la película de "Majo no Takkyûbin", la tengo reseñada (junto a "Porco Rosso" y "Laputa") en el monográfico dedicado a Hayao Miyazaki que hay en la sección de cine de Nipoweb, y que también anuncié en el MaG en su momento.

Totalmente de acuerdo contigo: siempre vale la pena poder ver algo nuevo del maestro Miyazaki. Yo ahora estoy esperando impaciente a que se estrene en nuestro país su nueva película, "Howl's Moving Castle" (algo que, según mis últimas informaciones, está ya confirmado que sucederá a lo largo del presente año).

 

blogger templates 3 columns | Make Money Online