lunes, 12 de diciembre de 2005

Sonría, por favor - ニコニコしてね

Este fin de semana, tanto el sábado como el domingo, he quedado con varios compañeros del foro Espacio Japón para tomar algo y dar una vuelta por el centro de Madrid (abarrotadísimo de gente por estas fechas). El domingo, mientras esperaba el metro para volver a casa, me fijé casualmente en una frase escrita a bolígrafo sobre un cartel publicitario. Decía algo así (la transcribo de memoria):

Sonríe incluso cuando estés triste. Es mejor una triste sonrisa que la tristeza de no volver a sonreír.

Qué bonito. No tengo ni idea de a quién se le ocurrió la frasecita, si es de algún personaje histórico o se trata simplemente de la reflexión de algún anónimo ciudadano. El caso es que me ha hecho pensar y plantearme si acaso algo de esto no se me podría aplicar a mí mismo, si no estaría bien tratar de seguir yo mismo este consejo.

Como ya expliqué hace tiempo en otra entrada de este blog, yo soy una persona bastante tímida. Lo he sido siempre y nunca dejaré de serlo. Es mi manera de ser. En persona, incluso cuando estoy con amigos (y sobre todo cuando somos mucha gente), normalmente hablo muy poco y la mayor parte del tiempo permanezco callado y con gesto serio. Quien no me conozca más que de vista puede incluso pensar, como poco, que soy un muermo, un aburrido, o incluso un tipo huraño y antipático, o que estoy triste o enfadado por algo. No me cabe la menor duda de que incluso mis compañeros del foro (Laura, Luis, Javier, Alberto, Kela, Iván, David, Oliva, Pablo, el otro Pablo, el otro Víctor, Dani, Jesús, etc... -perdonadme los que no haya nombrado-, que son todos ellos una gente majísima, que los aprecio un montón y les considero amigos míos de pleno derecho y con todas las letras) han debido pensar algo así alguna vez, puede que este mismo fin de semana... y no se lo reprocharía si efectivamente así fuera.

Es curioso cómo esta imagen de mi "yo real", Víctor, contrasta con la de mi "yo de internet", Katsu. No es exactamente algo que se pueda considerar doble personalidad; más bien son las dos caras de una misma moneda. En internet soy mucho más abierto y comunicativo que en persona. Como Katsu, es decir, en los foros y blogs y por e-mail, soy abierto, bromista y siempre dispuesto a elogiar y animar a todo el mundo. Los que sólo me conocéis como Katsu ya tenéis esto más que comprobado por lo que suelo escribir en vuestros blogs... y que conste que todo ello son cosas que opino de verdad, no las digo por quedar bien. Y en el foro, muchas veces soy yo el primero que, con el mayor entusiasmo, propone a los demás una quedada cuando encuentro una ocasión oportuna.

Por el contrario, como Víctor (es decir, en la vida real, en persona) soy, justo lo que acabo de decir: tranquilo y muy serio, callado y reservado. Si en alguna ocasión alguno de los que leéis este blog que no me conocéis personalmente tenéis esa oportunidad, quizás os llevéis un chasco. Como ya he dicho, incluso cuando estoy con amigos hablo muy poco y estoy callado y serio la mayor parte del tiempo, y cuando lo hago suele ser en voz más bien baja (si hay algo que odio es llamar la atención). Aunque suelo reírme a carcajadas con las bromas y "chorradas" de los demás, no soy una persona de sonrisa fácil, y sé que muchas veces puedo parecer lo que he dicho, hosco y antipático, o incluso, como también acabo de comentar más arriba, puedo llegar a dar la impresión de que estoy enfadado, triste o deprimido por algún motivo, aunque, por supuesto, no sea así en realidad.

Pues bien, ayer leí en el metro la cita que os he transcrito más arriba, y pensé: Caramba... ¿no debería hacer yo esto? ¿Debería tratar de sonreír más, cambiar un poco mi forma de ser y trasladar algo del carácter alegre y abierto de Katsu a la personalidad real de Víctor? La frase está muy bien; estoy totalmente de acuerdo con su autor, sea éste quien sea. Siempre es bueno ir por la vida con una sonrisa, afrontar positivamente los momentos de flaqueza y poder transmitir optimismo a los demás. Quizás no debería decir esto, pero envidio bastante a la gente que se comporta de esta manera, que incluso en los peores momentos sabe poner al mal tiempo buena cara y afrontarlos siempre con una sonrisa en la boca.

Pero es que yo no soy así. Una sonrisa, para que tenga valor, no debe ser forzada, sino sincera, auténtica, natural. Está muy bien saber comportarse así y transmitir esa imagen a los demás, pero por otra parte no me parece correcto tratar de aparentar lo que no se es. Quiero decir que si yo me forzase a sonreír y a ser más expresivo con los demás, me sentiría un poco falso, porque esa no es mi forma natural de comportarme. Tengo esta forma de ser tan reservada, y no otra, y ni creo que pueda cambiar nunca, ni vería natural en mí tratar de ser de otra manera. En fin, no sé si me explico...

Y, sin embargo, aunque dé esa imagen seria y poco comunicativa, lo cierto es que aprecio mucho estar con toda esta gente que he conocido gracias a los foros de Internet. Gente que, insisto, es de lo mejor que me he encontrado nunca y a quienes no me arrepentiré nunca de haber conocido. Es todo un placer estar con ellos y poder pasar tantos buenos ratos, aunque no lo exteriorice tanto como sería de esperar o como haría cualquier otra persona.

Sólo espero que, si algún día tengo la ocasión de conoceros en persona a vosotros, aquellos que me leéis a diario y a quienes sólo os conozco por los foros y por vuestros respectivos blogs, y a quienes también me considero con derecho a llamaros amigos míos, aunque sólo sea a través de la red, recordéis esto que he explicado hoy y no me lo tengáis muy en cuenta...

Y muchas gracias a todos por soportarme. ;-)

先週の週末は、「日本空間」の仲間たちと一緒にコーヒーでも飲みに行ってきました。 変える際に、地下鉄で電車を待ちながら宣伝看板に何かが書いてあると、不意に気づきました。
「悲しい時にもニコニコしてね。 微笑みができないことの悲しみより、悲しい微笑みのほうがいいから。」、と書いてありました。

奇 麗な言葉ですね。ぼくは、意見はおなじです。よく省みれば、内気な性格のビクトール(ぼくの本名)なんか、もっとニコニコしたほうがいいだろうかな、と思 うようになりました。 しかし、友達と一緒にいる時さえ、ぼくはとても内気で、あまり話さないし、微笑まない人なのです。悲しそうか、または怒っているらしく見えることもありま すが、ただ、これはぼくの生活なのです。

本当の微笑むことなら、わざとらしくてはいけません。もしそうでなければ、価値が無いと思います。とにかく、ぼくなんか、おしゃべりではないのですが。

14 Comments:

Fëadraug dijo...

Precisamente, Katsu, yo también soy algo así: más abierto por Internet que en persona. Debe ser por el hecho de que no miras a la cara a los demás. Pero créeme: lo tuyo es bastante típico, comparado con cómo era yo hace bastantes años...

Yo desde pequeño nunca había tenido mi autoestima en niveles normales, digamos que siempre he sido el típico chaval que se automachacaba por culpa del qué dirán (y es que de pequeño le daba demasiada importancia a lo que decían otros).
Por fortuna, con los años fui ganando confianza en mí mismo y, aunque aún siga siendo un tipo no muy hablador, la verdad es que he cambiado bastante desde entonces. También me está ayudando en este tema el estar en el grupo de teatro de la Universidad. Así al menos me suelto y no tengo tapujos a la hora de hablar con otras personas o a la hora de interpretar un papel teatral.

Soy bastante menos tímido, más alegre y simpático (a pesar de que tengo un semblante serio) y tengo más confianza en mí mismo. Puede que no haya logrado mis objetivos al 100%, pero me esfuerzo día a día para que sea así.
Tal vez sea que cada cual se proponga ser de una manera y que, poco a poco, vaya cambiando.

Así que tú no te preocupes por esto, Katsu. Ten en cuenta que cada persona es un mundo y que es bien cierto que, en muchas ocasiones, somos más habladores por la Red que en persona.

Sonreír está muy bien, pero mejor es cuando la sonrisa es sincera. Los hay que pueden sonreír incluso en los peores momentos, pero no todos somos así.
Lo importante es que nunca olvidemos sonreír (pero como he dicho, es preferible una sonrisa sincera).

Así que no te preocupes y... ¡ánimo! ^^

Fëadraug dijo...

Por cierto, quisiera aclarar una cosa...

Cuando digo "Tal vez sea que cada cual se proponga ser de una manera y que, poco a poco, vaya cambiando", se me ha olvidado comentar que esos cambios no han de traicionar a la persona que eres. Porque sí, podemos cambiar para mejor, pero nunca debemos olvidar quiénes somos y que esos cambios se conviertan en parte de nuestro ser, no en un disfraz que sólo nos serviría para colgarnos un cartel de "falso".

Y lo de cómo era yo hace años es cierto.

El Jose dijo...

Katsu, no me fastidies, hombre. Nadie, salvo contadas excepciones, responde a la imagen que se han hecho los demás de él en la red. Internet es sólo parte de la personalidad de uno, que surge cuando la ocasión lo requiere. Años ha, en mi Zaragoza natal, en lugar de Internet eran los bares: se quedaba con amigos a tomar unos tubos y, nada más pisar el bar, siempre había un apocado que se desmelenaba y se las llevaba a todas de calle. ¿Acaso era otro?. No, era el mismo... en un bar.

Lo que quiero decir es que, por mucho que nos empeñemos en separar Internet del mundo real, los dos existen. Tú eres Victor, un tipo aparentemente tímido que se suelta delante de un ordenador. Y eso, amigo mío, quieras o no, ya te cambia. Cada entrada de tu blog, cada comentario en los foros, te hace un poco más Katsu. De modo que nada de decir que "eres" más o menos lo que sea en la vida "real". Dí mejor que "te muestras" más o menos "lo que sea" en la vida real, y serás más fiel a la realidad. Sonríe cuando te dé la gana, pero que no sea un acto volitivo. Generalmente, sale una mueca que no suele gustar a las mujeres... :)

Y ya puestos a confesar cómo somos en la vida "real", diré que yo mismo hasta hace dos días tenía una pinta de rapao que daba miedo. Jamás hubieses dicho que me gustaba leer, ni que me interesaba la cultura japonesa, ni mucho menos el sistema de ocio japonés. De hecho eran cosas que procuraba esconder a mis conocidos, por si acaso. Internet me permite desarrollar un sentido del humor y una parte del coco que en otras circunstancias no podría haber desarrollado (y tampoco podría estar hoy donde estoy ahora). De hecho, ya no estoy seguro de la frontera que habrá ahora mismo entre Jose y El Jose... ¡qué miedorl!

Ya sabía yo que soy adicto a los ladrillos... ¡enfermera, mi tortillita de Valium, rápido!

dani_dcc dijo...

Es normal que la gente se abra más cuando interactúa por internet porque puede que nunca conozcas a las personas con quien estás "hablando". También hay otros que simplemente interpretan un papel.

Aún así, no a no todos les pasa, como bien sabes yo soy tan capullo como Dececon y como Daniel :)

Eso sí, poca gente conoce al verdadero Dani :p

kuruma otoko dijo...

[modo coña on]mientras solo sean 2 maneras...[modo coña off]

Es cierto que dependiendo de la situación uno se comporta de determinada manera: en el curro, entre colegas, en internet, con la familia... acabas harto de tantas situaciones y cambios y acabas diciendo "joder, y por que no me comporto de la misma manera en todos sitios?" supongo que muchos de los que te leemos te comprendemos porque nos pasa algo parecido.

Si me permites decirlo, a ti te conozco desde hace bastante tiempo por el foro y bien es cierto que apenas hemos podido hablar en la realidad porque nos vimos 3 veces (recuerdo que fuiste el primer kukanero que vi en la cumbre de las dagas voladoras ^^, tan puntual como siempre)y no me diste mala impresión para nada, aunque yo tambien me corto con tanto kukanero en las cumbres :o

Bien es cierto que luego hay momentos en los que te preguntas, como es mi caso:"y como deberia actuar? como CDMH, kuruma otoko, ...nicks nicks y mas nicks que tengo...o como hago normalmente?". Mi opinion es sacar lo mejor de ti que hayas podido sacar de todas y cada una de las experiencias ^^

Un saludo y animo!

河曲勝人 - Kawano Katsuhito dijo...

Gracias por vuestros ánimos, pero no son necesarios. No he escrito este post porque me pase nada malo o esté "depre" o algo así.; simplemente se trata de una reflexión que me vino a la cabeza en ese momento.

Una pequeña aclaración para profanos:

Kukanero (del japonés kûkan, "espacio"):

(n) Dícese de alguien que participa con más o menos frecuencia en el foro de internet sobre lengua y cultura japonesa "Espacio Japón" (Nihon Kûkan).

(adj.) Relativo o perteneciente a dicho foro.

Noe_Izumi dijo...

¿Soportarte? ¡Qué tontito! *abrazo*

Curiosamente, yo gracias a ser abierta en Internet, he aprendido a serlo más en persona, es muy curioso. :) Internet y sus formas de conocer gente me están ayudando montón a subir ese autoestima que la crueldad infantil y el ser diferente me arrebataron.

Pero todos mis nicks, todos mis "alter-egos", tienen cualidades que yo no tengo, algunas que nunca tendré y otras que espero tener. Por ejemplo, Lady Gibberne sabe tocar el violín, y mi personaje de Digimon será médico.

;)

Iris dijo...

Yo siempre he sido muy tímida y lo sigo siendo, pero me he dado cuenta que la mayoría de la gente ya no me ve como tímida y no es que sea una falsa ni mi eterna sonrisa sea un postizo...he cambiado y ahora sólo me quedan restos...sigo siendo yo, pero la experiencia, el conocer gente y el ir superando ciertas cosas del pasado me ha cambiado y ahora me es bastante fácil relacionarme con los demás y no es que me guste llamar la atención, pero sin quererlo lo hago muchas veces XDDD Y sobre lo de internet es muy lógico, siempre es más fácil expresar ciertas cosas por escrito que en persona...por eso yo siempre prefiero hacerlo por escrito, aunque sé que tiene más valor hacerlo en persona. Pero la verdad es que he de reconocer que internet no me cambia tanto...pienso que soy más o menos igual como cualquiera de mis nicks o como mi yo real, más que nada porque, como alguien decía por ahí arriba, sigo siendo yo.
Sé que no estás depre ni nada parecido, pero aquí tienes nuestras opiniones y reflexiones sobre el tema para que sigas reflexionando...:P

Moitos biquiños

Fëadraug dijo...

Depre o no, Katsu, es bueno que sepas que hay gente que te apoya y que no duda en abrir su corazón para mostrar quiénes son sin temor al qué dirán. ;)

> Por ejemplo, Lady Gibberne sabe
> tocar el violín, y mi personaje de
> Digimon será médico.

Es casi como Fëadraug, que es elfo (hetero, para más señas y que luego no vengan los típicos chistes), espadachín y druida; o Chuck, que es una mezcla de mago, jedi y espadachín medio chungo; o Daigotsu Doraugu, que es muy mala gente. ;P
Sekhmet contaría también, pero como hay tanto malpensado suelto... xD

Todos tenemos esos pequeños alter-egos que, aunque parezcan simples personajes de ficción y tengan cualidades que nosotros no poseemos, tienen parte de nosotros. :P

Noe_Izumi dijo...

Cuanta razon que tienes... :P

河曲勝人 - Kawano Katsuhito dijo...

Ahora que he vuelto a releer el post con más detenimiento, creo que ha sido una exageración por mi parte decir eso de que "si yo me forzase a sonreír y a ser más expresivo con los demás, me sentiría un poco falso, porque esa no es mi forma natural de comportarme". No me he expresado del todo bien. La palabra que mueve a confusión es "forzarse". No se trata de que tenga que hacer eso para cambiar. Naturalmente, también yo puedo intentar ser más abierto cuando me relaciono con la gente en persona. El problema es intentarlo sin llegar a la exageración o a la representación, sin tratar de aparentar lo que no soy... dicho de otra forma, sin "forzarme" a actuar de una forma que no es natural en mí.

Lo cierto es que, en estos últimos tres años y medio, sí que estoy cambiando. Aunque a veces pueda no parecerlo, disfruto enormemente y me siento bien tanto yendo en persona con los compañeros del foro a tomar algo, a cenar en un restaurante o a ver una película, como por ejemplo leyendo lo que Laura y Luis escriben sobre sus viajes o sus experimentos culinarios; o las historias y los cómics de Noe, o partiéndome de risa con las tiras cómicas de Deed o con los ingeniosos y desternillantes comentarios de El Jose... o simplemente dedicando cada día un ratito a leer todo lo nuevo que contáis en vuestros blogs, compartiendo vuestro día a día, vuestras impresiones, vuestras inquietudes, vuestras opiniones y vuestro talento.

Y también participando en el propio foro de cultura japonesa, naturalmente (así es como empecé en esto de internet). Para mí el foro es ante todo una diversión, y además me permite compartir con muchísima más gente mi afición por lo japonés y tratar de echar una mano a quien pueda necesitarla. Y la satisfacción que me produce saber que en algún momento he sido de utilidad para resolverle alguna duda a alguien (conocido o desconocido), es inmensa, no se puede expresar con palabras.

Todo esto que os estoy contando habría sido absolutamente impensable en mí hace unos pocos años, y en este aspecto, Internet me ha ayudado mucho. Y si mi "alter ego" Katsu es mucho más abierto y comunicativo que mi, digamos, "yo real" Víctor, en el fondo se debe a que también forma parte integrante de mí mismo. Lo que sucede, simplemente, es que ambas facetas tienden a manifestarse en contextos diferentes. "Katsu" y "Víctor", como ya he dicho en el post, al fin y al cabo no son más que las dos caras de una misma moneda.

Como acabo de decir, en todas estas situaciones, ya sea estando en persona con mis amigos del foro (y también con los que ya tenía desde antes, por supuesto), o tratando con todos vosotros a través de la pantalla de mi ordenador, os aseguro que me siento tan contento y tan a gusto conmigo mismo como el que más, y las sonrisas, tarde o temprano, acaban apareciendo en mi rostro casi por inercia. Y no tengáis duda de que son auténticas.

Así que en cierto modo sí se puede decir que, poquito a poco, voy cambiando a mejor.

Una vez más, gracias a todos.


Kuruma Otoko: "a ti te conozco desde hace bastante tiempo por el foro y bien es cierto que apenas hemos podido hablar en la realidad porque nos vimos 3 veces (...) y no me diste mala impresión para nada"

Esto... ¡gracias! :-D


Saku: "Yo siempre he sido muy tímida y lo sigo siendo"

Esto sí que es una sorpresa para mí. Nadie lo diría, o al menos nadie que te vea y repare en lo alegre y sonriente que estás casi siempre, el entusiasmo que pones en todo y la rapidez con la que te apuntas a las quedadas y a todo aquello que te ofrezca la posibilidad de conocer gente nueva. Claro que, por otra parte, te conozco desde hace muy poco tiempo, así que es normal que esa haya sido la imagen que yo me he formado de ti, sobre todo si, como tú misma dices, queda poco de tu antiguo yo.

" la mayoría de la gente ya no me ve como tímida y no es que sea una falsa ni mi eterna sonrisa sea un postizo"

Por supuesto, yo no creo eso (que seas una falsa). Si has logrado superar tus temores y tu timidez, o al menos controlarlos para que no influyan negativamente en tu comportamiento y en tu vida diaria, seguro que tus años de esfuerzo te habrá costado... y han dado fruto, sin duda alguna.

Además tú tienes a tu favor que aún eres muy joven. Supongo que, a medida que van pasando los años, se vuelve más y más difícil poder corregir hasta ese punto la forma de ser de cada uno, aunque se intente.


Draug: "Cuando digo "Tal vez sea que cada cual se proponga ser de una manera y que, poco a poco, vaya cambiando", se me ha olvidado comentar que esos cambios no han de traicionar a la persona que eres. Porque sí, podemos cambiar para mejor, pero nunca debemos olvidar quiénes somos y que esos cambios se conviertan en parte de nuestro ser, no en un disfraz que sólo nos serviría para colgarnos un cartel de "falso".

Una verdad como un templo.



Noe: " Internet y sus formas de conocer gente me están ayudando montón a subir ese autoestima que la crueldad infantil y el ser diferente me arrebataron."

Me alegro mucho por tí, Noe. Que no deje nunca de subir. ;-)

*te devuelvo el abrazo*


Por cierto, ya he leído la tercera entrega del Diario de Lady Gibberne. Quedo en espera de la cuarta, cuando gustes.



(Caramba, esto más que un comentario es casi otro post en toda regla... XDDD )

Noe_Izumi dijo...

Nada, mañana la tienes en el correo con un bocetillo para aquello ;) ya me diras que tal te estan pareciendo que ardo de curiosidaddddd

Luis y Laura dijo...

Bueno, cada uno es como es en su conjunto, y a ti te queremos por "tu conjunto", es decir, por cómo eres como Katsu y por como eres como Víctor. Además, todos podemos ser algo diferentes en red que en la vida real... ¿O acaso crees que te invitaba a mi casa a comer takoyaki porque sí? No, no... te invitamos porque nos gusta tu compañía, punto, ^_^.

Eso sí, yo también creo que a veces, al ir conociendo gente y demás, puedes cambiar un poco, abrirte un poco más a la gente... es un cambio natural y positivo, no creo que sea ni falso ni forzado.

Besiñus
Lau

Poogaboo dijo...

Hola Katsu, hacia tiempo no me pasaba por aqui. Me ha gustado la redaccion, debo decir que me cautivo de principio a fin. Cómo quisiera poder expresarme como lo tú lo haces, sea de la forma que sea.
Dulcinea y yo no creas que somos de los mas atrevidos, todo lo contrario somos muy cortados (sobre todo Dulci). Nos cuesta iniciar conversacion y tambien mantenerla. Jeje. Pero el estar en tan buena compañia hace que en ocasiones desaparezca el telon tras el que nos agazapamos. (Bueno, y una racion de gominolas tambien hacen su efecto).
No hay que pensar en cómo nos ven los desmás, sino en estar agusto consigo mismo. Fallarte a tí mismo es una tragedia, pero también hay que saber amoldarse al entorno. Unas veces con mayor o menor éxito.
Lo que siempre es indiscutible es que las buenas amistades nunca fallan y por si pudieras tener alguna duda, ERES nuestro amigo.

 

blogger templates 3 columns | Make Money Online